Marcas que impactan

Una persona promedio ve al día 5,000 anuncios publicitarios, pero solo el 2% llegará a la compra.

Actualmente somos bombardeados de publicidad todos los días y por todos los medios posibles. ¿Pero en realidad estos esfuerzos de las marcas por llegar a los consumidores están siendo rentables ?

¿Recuerda el último anuncio que vio de un perfume? Aparece una mujer con poca ropa, atractiva, dominante, segura de si misma y que con tan solo una mirada atraería hasta al ultimo hombre en la tierra. Al parecer,  este es el estereotipo de más de una marca para anunciar sus fragancias. Pero al momento de relacionarlo con la marca ya no sabemos cual es, debido al gran parecido entre todos los anuncios. Los anuncios se han convertido en genéricos, no cuentan con distintivos ni agregados de valor. Son pocas las marcas que se siguen las tendencias de publicidad y crean contenido emblemático.

Las empresas que sobrevivirán al futuro de la publicidad serán las que
atiendan a nuestros 5 sentidos:

  1. Olfato
  2. Vista
  3. Tacto
  4. Gusto
  5. Oído

adsfasfafadfdfasdad

Tan solo el 10% de las empresas en el mercado ofrecen este tipo de publicidad. Louis Vuitton es una de ellas, donde cada uno de sus desfiles  es la prueba viviente del marketing sense.

El runway de prêt-a-porter primavera/verano 2015 fue un emblemático evento en la Fundación Louis Vuitton. Este monumento a la arquitectura fue diseñado por Frank Gehry, arquitecto reconocido por sus técnicas innovadoras y tendencias futuristas a demás de ser acreedor de un Premio Pritzker.

Los  resonantes panales de concreto blanco enmarcados en vidrio, acompañados de los diseños de Nicolas Ghesquiére fueron los responsables de la mayor degustación visual para los invitados.

Al fondo  del  atardecer  se podía escuchar a una inigualable banda que realzaba el ánimo glamuroso que desprendía el evento. Las celebridades presentes como Miroslava Duma, las actrices Michelle Williams y Selena Gómez, la modelo Natalia Vodianova y la directora de cine Sofia Coppola. pudieron disfrutar en  font row del ambiente excepcional del desfile.

Sin mencionar que París siempre desprende un olor a moda y romanticismo, tomamos a Louis Vuitton como uno de los mejores ejemplos de branding para las nuevas generaciones. Tomó en cuenta nuestros 5 sentidos y lo hizo con una sinergia enigmática, resaltando que las líneas prêt-a-porter también van de la mano del lujo.

 

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: